El superviaducto ubicado sobre las intersecciones de las avenidas Madame Lynch y Autopista, considerado una de las obras de mayor infraestructura de nuestro país, será inaugurado hoy con la presencia del presidente de la República, Horacio Cartes, el ministro de Obras Públicas y Comunicaciones, Ramón Jiménez Gaona, y varias autoridades del Poder Ejecutivo.

En conversación con La Nación, Jiménez Gaona precisó que se trata de una obra emblemática, que demuestra que se puede construir por el precio justo, cumplir con el plazo previsto y terminar el proyecto por el monto adjudicado, sin ningún reajuste. "El gobierno de Horacio Cartes habla con resultados y con esta obra estamos demostrando que el país que nos merecemos es posible", expresó.

El titular del MOPC destacó que la construcción fue realizada por mano de obra paraguaya, con empresas subcontratistas nacionales, como Luminotecnia y otras.

Al ser consultado sobre algunas publicaciones periodísticas, que ponían en duda la seguridad de la obra, enfatizó que la ciudadanía puede transitar sin ningún inconveniente sobre el superviaducto. "Estamos haciendo las obras que nuestros compatriotas reclaman hace mucho. El tiempo va a demostrar quién tiene la razón", puntualizó.

El superviaducto cuenta con tres niveles; un viaducto, una rotonda de dos carriles en el nivel medio y un túnel que cruza por debajo de la avenida Autopista, por donde circularán 65 mil vehículos al día, entre las ciudades de Asunción y Luque. Hoy la obra ya ofrece una imagen diferente del país a los extranjeros que llegan a través del Aeropuerto Internacional Silvio Pettirossi.

OBRA EMBLEMÁTICA

1-Es la primera obra de estas características que se inaugura en el plazo previsto dentro del contrato en el país.

2- Es la única obra que mantuvo el monto global del contrato, conforme a la modalidad "llave en mano".

3- El túnel de 400 metros es el único en el país que tiene 4 carriles.

4- Es la primera infraestructura pública que incorpora elementos tecnológicos inclusivos, como las pasarelas peatonales metálicas con sensores para ciegos que serán instaladas en breve.

5- Es el único paso a desnivel en el país que ofrece 3 niveles de circulación, rotonda a nivel, túnel en el trazado de Madame Lynch y viaducto sobre Aviadores del Chaco.

6- El superviaducto contará con dos pasos peatonales (veredas) sobre el arroyo Itay.

7- Con esta obra, los conductores se ahorrarán 56 horas mensuales.

PESE A CRÍTICAS INFUNDADAS DE ABC Y UH, EL SUPERVIADUCTO CULMINÓ EN TIEMPO Y FORMA

El superviaducto de Madame Lynch y Autopista culminó en tiempo y forma, respetando el contrato entre el Estado y la firma española Corsán Corviam Construcciones SA –del grupo Isolux Corsán–, a pesar de la campaña negativa y de críticas infundadas emprendidas por los diarios ABC Color, de Aldo Zuccolillo, y Última Hora, de Antonio J. Vierci.

 

Ambos medios mantuvieron siempre posturas prácticamente insostenibles con respecto a la construcción del superviaducto, buscando confundir a la ciudadanía.

En una de sus tantas publicaciones contra el superviaducto, ABC señaló que el "fiscal de obras detecta fisuras en las vigas del superviaducto", versión desmentida rotundamente por el viceministro de Obras del MOPC, Juan Manuel Cano, quien enfatizó que la supuesta fisura fue un invento preparado por alguien que no tiene capacidad técnica para opinar y recalcó que no hay ningún tipo de fisura. "La obra está perfectamente construida, con toda la seguridad estructural para los usuarios", expresó.

El diario Última Hora no se quedó atrás y también publicó una serie de cuestionamientos sin fundamentos hacia la obra. En una de las notas dijo: "Ingeniero advierte sobre fallas de seguridad en el superviaducto", dando destaque a la opinión de Hermann Pankow, quien terminó una carrera de seis años en 10 y además con malísimas calificaciones académicas.

La culminación del superviaducto en el plazo y forma prevista desvirtúa la serie de publicaciones engañosas de los medios de Zuccolillo y Vierci, y demuestra a la ciudadanía que administrando correctamente los recursos del Estado se puede ejecutar proyectos en su beneficio.